FORO Asturias - Oblanca: “Sr. Dastis, FORO está preocupado por el futuro impacto del Brexit en los fondos de la Política Agraria Común y en los fondos de cohesión”

Publicada por Pressy el 20/03/2018 13:35:02

Oblanca: “Sr. Dastis, FORO está preocupado por el futuro impacto del Brexit en los fondos de la Política Agraria Común y en los fondos de cohesión”

“En 2021 tendremos un doble reajuste de importantes consecuencias, y el Gobierno tiene que permanecer muy atento para negociar las mejores condiciones posibles teniendo en cuenta que el objetivo de convergencia europeo está muy lejano para algunas de nuestras CC.AA., entre ellas Asturias”

“Para los agroganaderos de la cornisa cantábrica, la PAC es una herramienta imprescindible que  ayuda a corregir la despoblación, otro de nuestros grandes problemas regionales. El Gobierno debe escuchar a las CC.AA. y a las organizaciones agrarias y ganaderas para fijar posiciones”

“El Gobierno debe luchar ante la Comisión Europea por la incorporación de criterios objetivos para afrontar los presupuestos comunitarios, como la crisis demográfica, el desempleo juvenil, el avance de la desertificación y la mejorable competitividad de la mayoría de nuestras regiones”

El diputado nacional de FORO, Isidro Martínez Oblanca, ha trasladado hoy al ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Alfonso Dastis, la preocupación  de su formación política ante anuncios de altos responsables europeos respecto a los futuros efectos que la salida del Reino Unido de la Unión Europea tendrá en términos presupuestarios.

“Esto va a impactar -dijo Oblanca durante la comparecencia de Dastis en la Comisión Mixta para la Unión Europea-, sobre todo, en los fondos de cohesión y en los fondos de la Política Agraria Común (PAC), a lo que se añade que, tras el Brexit, se va a producir un cambio político que situará a España como   ‘contribuyente neto’ en lugar de ser ‘receptor neto’, situación ésta que nos supuso el pasado 2017 un saldo favorable del orden de 825 M€”.

En consecuencia, a partir 2021, tendremos “un doble reajuste de importantes consecuencias políticas y económicas, y el Gobierno tiene que permanecer muy atento para negociar las mejores condiciones posibles teniendo en cuenta, además, que el objetivo de convergencia europeo está muy lejano para algunas de nuestras Comunidades Autónomas, entre las que quiero citar expresamente Asturias tal y como demuestran contumazmente todos los indicadores oficiales nacionales y comunitarios”.

“Para los agroganaderos de la Cornisa Cantábrica, al igual que para muchos españoles –continuó Martínez Oblanca- la PAC es una herramienta imprescindible que, además, ayuda a corregir la despoblación, otro de nuestros grandes problemas regionales. Por lo tanto, reclamo al Gobierno una muy especial atención y le pido que escuche a las CC.AA. y a las organizaciones agrarias y ganaderas para fijar posiciones comunes que nos permitan fortalecer la posición española en Europa”.

Oblanca concluyó señalando que “en FORO nos parece muy necesario que nuestro gobierno luche ante la Comisión Europea por la incorporación de criterios objetivos para afrontar los presupuestos comunitarios. Criterios que se puedan contrastar como son la crisis demográfica y el desempleo juvenil, u otros que también afectan severamente a España como es el avance de la desertificación. También responde a criterios objetivos la mejorable competitividad de la mayoría de nuestras regiones, algo que está contrastado en los detallados informes que elabora cada tres años la propia Comisión Europea”.

Intervención de Isidro Martínez Oblanca en la Comisión Mixta del Congreso de los Diputados para la Unión Europea :

Muchas gracias, señora presidenta:

Buenos días, señor Ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación. Muchas gracias por su presencia y por su intervención. Hace un año que compareció usted en una jornada trascendental porque aquella misma fecha del 29 de marzo de 2017 el Reino Unido había notificado su intención de salir de la Unión Europea. Hoy también es una fecha señalada en ese proceso de Brexit porque apenas hace unas horas que el negociador europeo, el señor Barnier, que ya nos ha honrado con su presencia en el Congreso en dos ocasiones, ha alcanzado un acuerdo sobre el periodo de transición, que irá desde el 29 de marzo de 2019, fecha de la desconexión, hasta el la Nochevieja de 2020. Le agradezco, señor ministro, los detalles que nos ha facilitado y le felicito por su don de la oportunidad para elegir fechas de comparecencia, lo que acredita una buena capacidad previsora.

Estamos todos los europeos inmersos en un proceso de enorme complejidad y trascendencia, en el que se entremezclan situaciones que se superponen. Del proceso de Brexit se derivan consecuencias y efectos secundarios para el conjunto de la Unión Europea sobre los que existen incógnitas e incertidumbres para las que resulta conveniente conocer la opinión del Gobierno, y también es muy oportuno que el Gobierno conozca la opinión de los representantes de los españoles en las Cortes Generales.

Estamos ante decisiones muy cruciales para nuestro inmediato futuro porque el próximo mes de mayo la Comisión Europea tendrá elaborada una propuesta para el próximo Marco Financiero Plurianual, o sea los presupuestos europeos.

A este respecto quiero subrayar la preocupación que para FORO han generado algunos anuncios que tal vez merezcan la expresión de “aviso para navegantes” y que, desde principios de febrero, se vienen realizando por altos responsables europeos -concretamente el presidente Juncker y el Comisario de Presupuestos, Oettinger- en relación con la elaboración del marco financiero plurianual.

Hace tres semanas el propio Comisario Europeo de Presupuestos compareció aquí ante esta Comisión y nos adelantó algunos de los futuros efectos -las secuelas, más bien- que la salida del Reino Unido, del Brexit, de la Unión Europea tendrá en términos presupuestarios lo que supondrá la pérdida de un contribuyente neto y una merma en torno a los 14.000 millones de euros que obligarán a duros ajustes en los presupuestos comunitarios. Esto va a impactar, sobre todo, en los fondos de cohesión y en los fondos de la Política Agraria Común (la PAC), a lo que se añade que, tras el Brexit, se va a producir un cambio político que situará a España como “contribuyente neto” en lugar de ser “receptor neto”, situación ésta que nos supuso el pasado 2017 un saldo favorable del orden de 825 M €.

Es decir, el futuro marco financiero plurianual contendrá prioridades presupuestarias distintas a las que están vigentes y que nos abocan, a partir de 2021, a un doble reajuste de importantes consecuencias políticas y económicas. De cara a ese momento nuestro gobierno tiene que permanecer muy atento para negociar las mejores condiciones posibles teniendo en cuenta, además, que el objetivo de convergencia europeo está muy lejano para algunas de nuestras Comunidades Autónomas entre las que quiero citar expresamente Asturias tal y como demuestran contumazmente todos los indicadores oficiales nacionales y comunitarios.

Para los agroganaderos de la Cornisa Cantábrica, al igual que para muchos españoles, la PAC es una herramienta imprescindible que, además ayuda a corregir la despoblación, otro de nuestros grandes problemas regionales. La política agrícola común, PAC, tiene como objetivo el desarrollo agroganadero de cada uno de los países miembros y sus regiones.  Actualmente España ocupa una posición atrasada entre los veintisiete países miembros. Estamos muy por debajo de nuestros competidores directos y los pagos directos por hectárea que actualmente están percibiendo nuestros agricultores o las ayudas a nuestros ganaderos serán todavía más escasas si no se establecen medidas correctoras en la previsión de recorte de los fondos que se especula que serán entre un 5% y un 10%. Por lo tanto, reclamo al Gobierno una muy especial atención y le pido que escuche a las Comunidades Autónomas y a las organizaciones agrarias y ganaderas para fijar posiciones comunes que nos permitan fortalecer la posición española en Europa.

Igualmente sobre los recortes anunciados a los fondos de cohesión que son ayudas europeas que sirven para financiar infraestructuras de transporte, proyectos de educación, salud y medio ambiente. Es decir, son los fondos para reducir las divergencias socioeconómicas y promover el desarrollo sostenible. Nuestro gobierno tiene que trasladar la situación de nuestras comunidades para prorrogar, en su caso, las ayudas a aquellos proyectos de interés europeo que no han sido terminados y que se aprobaron, precisamente, para avanzar hacia la convergencia y estimular la competitividad con el objetivo de crear empleo.

Al igual que en la PAC, nuestro deseo es que no se reduzcan recursos para España y entiendo que esa será también la ambición del Gobierno porque, en términos generales, creo que nuestro país ha aprovechado bien los fondos que nos han llegado de Europa, pero aún queda un recorrido para alcanzar los objetivos de convergencia. Es verdad que no somos el único país miembro que no los ha alcanzado y que, incluso, hay otros países que están más alejados que el nuestro, pero, aprovechando la cercanía de la Semana Santa, valga aquel dicho de “no hay que desvestir a un santo para vestir a otro”. España es una de las potencias de la Unión Europea y de las de mayor población por lo cual son más extensos -e incluso críticos- los problemas que afectan al envejecimiento o al desempleo juvenil, por citar dos que tienen una enorme incidencia y repercusión negativa en Asturias y agravan nuestra divergencia.

Concluyo señalando que en FORO nos parece muy necesario que nuestro gobierno luche ante la Comisión Europea por la incorporación de criterios objetivos para afrontar los presupuestos comunitarios. Criterios que se puedan contrastar como son los que acabo de citar (crisis demográfica y desempleo juvenil) u otros que también afectan severamente a España como es el avance de la desertificación. También responde a criterios objetivos la mejorable competitividad de la mayoría de nuestras regiones, algo que está contrastado en los detallados informes que elabora cada tres años la propia Comisión Europea.

En todo caso, señor ministro, le deseo el mayor éxito en este periodo inmediato de negociaciones y de hacer valer las prioridades de nuestro país ante Europa.

Muchas gracias. 

¿Quiéres comentar? Identifícate o Registrate

También en El Búscolu