UGT Asturias considera que estos cuatro años de gobierno del PP han sido devastadores

Publicada por Pressy el 14/12/2015 17:05:02

Esta mañana se ha celebrado el V Comité de UGT Asturias, que ha aprobado la declaración que sigue a continuación. En ella se hace una valoración del actual contexto económico, social y político y se detallan las propuestas de la organización a los partidos que se presentan a las elecciones el próximo domingo:

En Asturias, a pesar de los buenos pronósticos de crecimiento económico actuales, la recuperación del mercado laboral es incierta y con sombras: salimos de la recesión, pero no de la crisis. La recesión económica sufrida en estos años ha sido devastadora para el mercado laboral que a día de hoy crea un empleo basado en la precariedad, la temporalidad y los bajos salarios, por ello no podemos hablar de recuperación económica ni laboral mientras estos desequilibrios no se resuelvan.

El paro marcó un punto de inflexión en su evolución en el año 2014 rompiendo con la tendencia al alza que se venía produciendo desde que irrumpió la crisis. El desempleo se redujo por primera vez en seis años arrojando una caída interanual de 16.700 personas. El empleo registró la primera subida desde el año 2008, contabilizándose 6.800 ocupados más que en 2013. No obstante, esta evolución se vio empañada por la pérdida de población activa en 9.900 personas. Esta situación preocupa especialmente en Asturias ya que la tasa de actividad es la más baja del país y que cuenta con importantes desequilibrios demográficos.

A lo largo de 2015 y a pesar de cierta mejoría en algunos indicadores económicos y laborales, las condiciones de vida de los ciudadanos han continuado deteriorándose, no sólo entre los desempleados que ven agotadas sus prestaciones sino también entre los trabajadores, consecuencia de la mayor precarización del mercado laboral. En este tiempo ha aparecido la figura del “trabajador pobre”, aquel que su salario no le da para cubrir las necesidades básicas.

La reforma laboral ha conseguido conformar un mercado con unos cambios estructurales perversos. El paro se ha hecho crónico entre determinados colectivos, y ha tenido lugar un claro empeoramiento de las condiciones laborales, desequilibrando las relaciones laborales a favor de la parte empresarial, de manera que la temporalidad alcanza al 25,7% de los asalariados, casi 2 puntos porcentuales más en comparación con el año 2011. Al fenómeno de la temporalidad se une el fuerte aumento de la contratación a tiempo parcial, que se sitúa en el 43,6% del total de contratos, con una elevada rotación, de manera que el 44% de los contratos registrados tiene una duración inferior al mes.

Estos cuatro años de gobierno del Partido Popular han sido devastadores para Asturias. Entre los años 2011 y 2015 se contabilizan 27.000 ocupados menos y 1.000 desempleados más. El paro de larga duración ha aumentado en 14 puntos, desde el 46% al 59,9%, y el de muy larga duración ha crecido 22 puntos hasta suponer el 45,6% del total de desempleados. Por su parte, se reducen 38.000 activos menores de 35 años. Las tasas de cobertura caen más de 18 puntos y se sitúan en el 49%, lo que  indica que el 51% de los desempleados ya no cobra prestación, con lo que crecen las tasas de pobreza hasta el 23,4% (3 puntos más que el año 2011).

A todo ello se unen los recortes en inversiones que viene sufriendo Asturias por parte del Gobierno del Sr. Rajoy, que han supuesto la ralentización o paralización de obras importantes para nuestra región, agravando el déficit histórico en infraestructuras de comunicación que lastra la competitividad de las empresas asturianas, como  son el problema aeroportuario, los accesos a la ZALIA y al Puerto del Musel o la finalización de la Variante de Pajares, así como la falta de frecuencias directas a Madrid por ferrocarril y la desaparición de la Autopista del Mar.

Ante este panorama este Comité demanda un cambio en la política económica para que la recuperación llegue a todos los ciudadanos y erradicar la pobreza y desigualdad instaladas en nuestra sociedad, a la vez que se sienten las bases para un crecimiento sostenible y con mayor peso en nuestra estructura productiva de actividades de alto valor añadido, y una apuesta por la I+D+i.

Este Comité comparte las conclusiones y propuestas recogidas en el documento “Balance de legislatura: cuatro años de regresión social y económica”, elaborado por la Comisión Ejecutiva Confederal ante el fin de la actual legislatura.

El Gobierno del Partido Popular apoyándose en su mayoría absoluta ha impuesto reformas de calado en nuestros sistemas económico, social y político, con consecuencias devastadoras en la calidad de vida de los ciudadanos y las posibilidades de desarrollo de nuestro país. Esta política ha estado marcada por tres factores: autoritarismo, falta de diálogo y abuso de la vía normativa del Real decreto ley; vulneración de sus compromisos electorales e imposición de una ideología conservadora que ha ido más allá de los recortes impuestos por la troika.

La reforma laboral ha sido una claro intento de acabar con la negociación colectiva otorgando mayor poder a las decisiones empresariales y precarizando el empleo en una apuesta clara por un modelo de relaciones laborales individualizadas y un mercado laboral basado en la temporalidad, el tiempo parcial involuntario, la hiperflexibilidad, la rotación y los bajos salarios, todo ello incompatible con un modelo de desarrollo sostenible y equilibrado. Por ello, UGT defiende la derogación de dicha reforma y sus sucesivos desarrollos.

Con el pretexto de la crisis, el Gobierno ha intentando cambiar nuestro modelo social con duros recortes en el estado del bienestar (educación, sanidad, pensiones, prestaciones por desempleo, servicios sociales, dependencia, etc.), disparando con ello las desigualdades y la pobreza.

Los recortes han afectado también a los derechos y libertades de los ciudadanos, con su principal expresión en la Ley Orgánica 4/2015, de protección de la seguridad ciudadana, en la que se criminaliza la legítima protesta y establece situaciones incompatibles con el desarrollo pleno de un estado de derecho avanzado. El Comité condena este ataque al sindicalismo, a la libertad sindical y al derecho de huelga, que ha supuesto el encausamiento de 300 trabajadores y sindicalistas (más de 40 en Asturias) en 40 procedimientos penales y administrativos, a los que se sumó una petición inicial en su conjunto de casi 140 años de prisión. Por ello, UGT exige la derogación del artículo 315.3 del Código Penal, que criminaliza el derecho de huelga.

UGT considera que para recuperar la senda de progreso es necesario un cambio en las políticas económica, laboral y social, recuperando el diálogo social su importancia como instrumento de decisión para alcanzar un crecimiento más equilibrado, sostenible e integrador, que genere más y mejor empleo, reduciendo las desigualdades y aumentando el bienestar y la calidad de vida de las personas.

En Asturias a pesar de los recortes del Estado, el Gobierno Regional ha apostado por la sostenibilidad de los Sistemas Públicos Educativo y Sanitario y por la cohesión social, con instrumentos como el salario social y el impulso a la dependencia, la puesta en marcha de dos complejos hospitalarios como el HUCA y el Hospital de Mieres, y la congelación de las tasas universitarias. La política del Gobierno Regional por mantener y preservar nuestro estado del bienestar se aprecia en la orientación social de los sucesivos presupuestos regionales, donde el peso de la inversión social se ha situado en torno al 65%.

La concertación y el diálogo social ha sido un elemento diferencial que nos ha permitido hacer frente común a la crisis mediante el acuerdo y consenso de FADE, CCOO, UGT y Gobierno Regional, implementando medidas que priorizan la dinamización económica, la creación de empleo de calidad y la cohesión social. Asimismo, los dos sindicatos hemos firmado sendos acuerdos para garantizar la sostenibilidad de los sistemas públicos educativo y sanitario, en unos momentos donde, de forma interesada, se cuestiona el modelo público por la derecha política para favorecer su privatización.

Cabe destacar incumplimientos en materia de inversiones, debido a la escasez de recursos consecuencia de la crisis y la prórroga presupuestaria del año 2014. No obstante, la prioridad de la UGT siempre ha sido la puesta en marcha de políticas de empleo, la protección social y los servicios públicos esenciales y en estos ámbitos el AEPA ha sido un elemento dinamizador.

Queremos destacar el valor del acuerdo que ha venido funcionando a lo largo de unos años de máximas dificultades económicas y que ha priorizado medidas y tratado de hacer frente a una de las peores y más largas crisis de la historia, con la puesta en marcha de acciones tan destacadas como los planes locales de empleo, el Plan de Empleo Juvenil, la Formación Profesional Dual, mejoras en el salario social para adaptarlo a las nuevas necesidades y la Estrategia Industrial para Asturias.

Seguimos considerando al Diálogo Social una decisión política de primer orden para establecer actuaciones consensuadas encaminadas a reactivar el empleo de calidad y un crecimiento económico duradero y sostenible que repercuta en el bienestar social del conjunto de los ciudadanos y donde la creación de empleo de calidad, la protección social y los servicios públicos esenciales tengan un especial protagonismo, así como el impulso de un modelo productivo más competitivo que refuerce los sectores económicos con mayor potencial, entre los que se encentra sin duda la industria.

Se analiza la situación económica, laboral y social en España y se realizan una serie de propuestas a los distintos grupos políticos, que se pueden resumir en:

Las próximas elecciones del 20 de diciembre cerrarán un ciclo electoral que comenzó el día 25 de mayo de 2014 con las elecciones al Parlamento europeo, y que está resultando de gran trascendencia para el país. Las sucesivas citas con las urnas han ido reconfigurando el mapa político español, que ha visto cómo han aparecido nuevas formaciones que han ido obteniendo un respaldo ciudadano relevante, y que resultarán, junto a los partidos actualmente mayoritarios, determinantes para garantizar la gobernabilidad futura tanto a nivel nacional como territorial.

Para UGT, los retos que España tiene por delante exigen un cambio de estrategia y políticas que garanticen un decidido giro hacia posiciones y planteamientos progresistas que se sustenten en el diálogo social. Para ello es necesario derogar las reformas laborales y de pensiones, retirar el copago farmacéutico y hospitalario y reponer derechos. Es crucial que de estos comicios surja un gobierno y un Parlamento que afronte las reformas que precisa nuestro país para construir una senda de crecimiento económico más sólido, justo y sostenible, un modelo de relaciones laborales más eficiente y que refuerce los derechos de los trabajadores, un estado de bienestar más potente e inclusivo y un sistema democrático más transparente y que garantice todas las libertades y derechos individuales y colectivos. En suma, una sociedad más cohesionada, que goce de mayores niveles de bienestar colectivo y de libertades y derechos plenos.

UGT apoya actuaciones y programas políticos que inequívocamente promuevan el logro de esos objetivos, del mismo modo que se opone con toda rotundidad a los que supongan una regresión de tales valores, como ha sucedido en la legislatura que ahora finaliza. En este sentido, UGT ha incorporado en su documento Balance de Legislatura un resumen de sus propuestas en todos los ámbitos, contraponiendo una alternativa de progreso a las regresivas políticas que ha aplicado el gobierno del Partido Popular.

El momento es decisivo y exige compromisos que no deben ocultarse en debates paralelos, por muy importantes que estos sean, como los que se derivan de la situación política de Cataluña tras las elecciones celebradas el pasado día 27 de septiembre y la declaración independentista del 9 de noviembre.

El Comité quiere mostrar su consternación y condena por los últimos atentados del terrorismo yihadista y transmite a los familiares y allegados de las víctimas sus más sinceras condolencias y solidaridad.

Valoramos el Proyecto de Presupuestos del Principado de Asturias para 2016 como equilibrado y positivo y por lo tanto, consideramos necesaria su aprobación. Son unos presupuestos dirigidos a la mayoría de los ciudadanos, donde se apuesta por la inversión social -a la que se destina un 69% de los recursos- y realizan un esfuerzo para mantener la sanidad, la educación y la protección social. Esta apuesta debe intensificar esfuerzos para subsanar los problemas existentes como son las largas listas de espera en la sanidad y la elevada interinidad en ambos sistemas, así como los pactos y acuerdos firmados con las organizaciones sindicales

Creemos necesario contar con unos presupuestos para el año 2016 y en este sentido rechazamos un escenario de prórroga presupuestaria, que no solo implicaría contar con un menor nivel de recursos económicos, sino también ralentizar y retrasar el ritmo de ejecución presupuestaria, y por lo tanto, la puesta en marcha de políticas y actuaciones necesarias en unos momentos donde son muchos los ciudadanos que atraviesan serias dificultades económicas, sociales y laborales. Además, sería preciso aprovechar e impulsar al máximo lo que podría ser el inicio de un nuevo ciclo de crecimiento económico, conforme se desprende de las previsiones de evolución del PIB, aunque ello aún no se refleje en el mercado.

Por ello hacemos una llamada a la responsabilidad de los diferentes grupos parlamentarios para que alcancen un acuerdo en torno a las cuentas regionales para 2016. Los ciudadanos demandan soluciones y es necesario darles una respuesta.

El III AENC 2015-2017 marca las pautas a seguir en la negociación colectiva, con actuaciones que tienen como meta: el impulso del empleo de calidad y con derechos, el fortalecimiento de la negociación colectiva, la promoción de un modelo de relaciones laborales con garantías y de un modelo salarial que garantice la ganancia del poder de compra y así reactive la demanda interna y el empleo y reduzca las desigualdades.

Este Comité revalida la utilidad de dicho acuerdo, y que a la vista de los datos ha contribuido a desbloquear las negociaciones. De manera que en lo que va de año el incremento medio de los convenios firmados en Asturias se eleva al 0,53% frente al 0,29% registrado en el año 2014. Asimismo, el número de trabajadores cubiertos con cláusulas de revisión salarial aumenta hasta el 30,5%, muy por encima del año anterior donde sólo estaba cubierto del 17,4% del total.

A día de hoy se contabilizan en Asturias 62 convenios que afectan a 79.659 trabajadores y que cuentan con un incremento medio del 0,53%.

El Comité de la Unión General de Trabajadores de Asturias incorpora a su declaración el siguiente texto de la declaración del Comité Confederal:

El comité Confederal ha debatido y aprobado por 92 votos a favor, 11 en contra y 15 abstenciones la “Propuesta de Reagrupamiento de los Distintos Sectores Productivos”, documento en el que se establecen los fundamentos de una nueva estructura organizativa de la Confederación Sindical Unión General de Trabajadores. Partiendo de un exhaustivo análisis de las distintas ramas de la actividad económica de nuestro país, se establece un mapa general de sectores productivos, y una agrupación de los mismos de cara a la actuación sindical en torno a tres nuevas federaciones estatales: una de producción de bienes y sector primario, y otros dos que agruparán todos los servicios y las administraciones públicas. Prefigura, asimismo, tanto la funcionalidad como la participación orgánica que pueden tener los sectores en el nuevo marco funcional y orgánico, sincretizando las tradicionales culturas organizativas de UGT y la necesaria adaptación a una realidad cambiante y una nueva situación del Sindicato.

Este proceso, iniciado por mandato del 41 Congreso Confederal y siguiendo el procedimiento establecido por el mismo en el artículo 8.16 de los Estatutos Confederales, se ha sustentado sobre los siguientes criterios:

El Comité de la Unión General de Trabajadores de Asturias incorpora a su declaración el siguiente texto de la declaración del Comité Confederal:

El Comité Confederal ha aprobado por mayoría y una abstención la propuesta de Reglamento de la Comisión de Seguimiento y Evaluación del Código Ético presentada por la Comisión Ejecutiva Confederal en cumplimiento de lo previsto en el Código Ético de UGT aprobado por el 41 Congreso Confederal. En el Capítulo IV. Ámbito Temporal y Revisión Periódica del Código, se establece que “corresponde al Comité Confederal la constitución de una comisión de seguimiento y evaluación” del Código Ético que se encargará de su revisión, actualización, y propuesta de modificación cada dos años, así como canalizar las quejas sobre posibles incumplimientos del mismo. El reglamento aprobado configura esta Comisión de Seguimiento como un órgano de naturaleza consultiva, cuyo ámbito de actuación y procedimientos quedan ordenados y delimitados a través de estas disposiciones reglamentarias.

¿Quiéres comentar? Identifícate o Registrate

También en El Búscolu