Intervención de la consejera de hacienda y sector público, dolores carcedo

Publicada por Pressy el 13/12/2017 08:35:01

Después de cinco días de comparecencias en esta comisión de la Junta General dedicadas a conocer y explicar el Proyecto de Presupuestos Generales para Asturias en 2018, la Consejería de Hacienda y Sector Público cierra hoy la presentación de unas cuentas posibles, y llenas de posibilidades, para Asturias.

Hablaremos de esas cuentas generales, de esos 4.485 millones de euros que tantas veces se han escuchado aquí en estos días, y de las cuentas de nuestra consejería. Asimismo, nos ocuparemos de datos de ejecución presupuestaria a cierre de 2016 y a 30 de noviembre de 2017.

Como ocurre cada año, cuando llega el turno de la Consejería de Hacienda ya se han escuchado casi todas las cifras y porcentajes; se han repetido algunos mantras ya conocidos y deslizado algunos lugares comunes esperables. Se han hecho comparativas y se han escudriñado partidas y programas. Se han echado en falta cosas, sin duda, pero también es cierto que se ha hablado y escuchado menos sobre recortes y restricciones. Menos límites, más oportunidades.

Y es que este año, señorías, proponemos un presupuesto que crece un 6%, que tiene más recursos, con más capacidad de gasto real. Que presenta aumentos significativos en casi todas las actuaciones, especialmente en aquellas que priorizamos porque siguen siendo nuestra prioridad. Un presupuesto que dedica un 67% a inversión social, que sigue aumentando la inversión productiva, que acomete la renovación tecnológica en múltiples ámbitos de la actividad en Asturias (desde el Consorcio de Transportes a la RTPA), la transformación digital de la Administración, la implantación del expediente digital en los juzgados, la receta electrónica. Que ofrece importantes avances para los empleados públicos, para el ámbito rural, para la lucha contra los incendios o contra la violencia de género… Es un presupuesto lleno de posibilidades. De más posibilidades para muchas personas, para muchos sectores. Esperamos que también sea un presupuesto de muchas posibilidades en esta Cámara. Que este ámbito no sea, precisamente, la excepción.

Permítanme comenzar, como ya es habitual, ocupándome de los datos de cierre del presupuesto 2016. Un año en el que Asturias fue una de las pocas comunidades autónomas que cerraron el ejercicio, un ejercicio singular por cierto, cumpliendo todas las reglas fiscales.

No voy a extenderme en la “singularidad” de 2016, a la que tuvimos innumerables ocasiones de referirnos en esta Cámara. Fue un año de prórroga presupuestaria, con lo que eso significa: arrancar a 1 de enero de un nuevo año con el traspaso automático de los presupuestos del año anterior, lo que exige innumerables modificaciones presupuestarias para ajustar unas cuentas desfasadas a un nuevos escenario: con unas necesidades que ya son otras y unos objetivos de déficit diferentes. No voy a extenderme en lo que ya sabemos: más gestiones, más procedimientos, más tiempo.

También fue un año de inestabilidad en el Gobierno de España, que tuvo incidencia directa en los presupuestos autonómicos. Recuerden, el objetivo de déficit definitivo para 2016 no se aprobó hasta finales de año, el 23 de diciembre. Solo hasta final de año pudimos disponer realmente de ese incremento de cuatro décimas, desde el inicial -0,3% al final del -0,7%.

Pues bien, en ese escenario, Asturias cerró el ejercicio cumpliendo con todas las reglas fiscales. Dentro de los límites de déficit, deuda y regla de gasto, y cumpliendo con los plazos del periodo medio de pago a proveedores.

En cuanto a la ejecución presupuestaria, de nuevo alcanzamos en 2016 unos porcentajes por encima de la media registrada en años anteriores, tanto en ingresos como en gastos.

En lo que respecta a ingresos, a 31 de diciembre de 2016 se reconocieron 4.090,4 millones de euros, lo que supone un porcentaje de ejecución del 99,1%, el porcentaje de ejecución más alto de la serie histórica.

En cuanto a gastos, se ejecutaron 4.016,8 millones de euros, lo que arroja un porcentaje del 96,7%, también el más alto de la serie.

La inversión ejecutada en 2016 fue de 226,2 millones de euros, lo que supone un porcentaje de ejecución del 76% y la inversión comprometida a esa fecha alcanzó el 83,19% con un cifra total de 247 millones de euros.

Paso ahora a informarles acerca de la ejecución a 30 de noviembre de 2017 en lo que respecta al presupuesto consolidado, al presupuesto de la Administración del Principado y al de la Consejería de Hacienda y Sector Público. Como siempre, se trata de datos cerrados en cuanto a gastos y aún provisionales en lo que respecta a ingresos.

El presupuesto consolidado presenta a 30 de noviembre un grado de ejecución en cuanto a los gastos del 77,26 % (3.296,57 millones de euros) y el gasto comprometido (fase D contable) es del 84,82 % (3.619,43 millones de euros). En cuanto a ingresos, los derechos reconocidos alcanzan los 3.613,32 millones de euros (84,69 %).

A la misma fecha de 30 de noviembre, la ejecución del presupuesto de la Administración del Principado de Asturias es del 79,82 % (3.293,82 millones de euros) en gastos. El gasto comprometido es del 87,75 % (3.621,16 millones de euros) y los derechos reconocidos en ingresos suponen 3.518,45 millones de euros (85,26 %).

Finalmente, la ejecución presupuestaria de nuestra Consejería a 30 de noviembre es del 63,40 % (43,74 millones de euros) mientras que el gasto comprometido alcanza el 75,20 % (51,89 millones de euros).

Paso a ocuparme ahora, señorías, de las grandes líneas de los Presupuestos Generales de Asturias para 2018.

 

Más capacidad de gasto

Como ya sabemos todos a estas alturas, el Presupuesto de Asturias para 2018 asciende a 4.485 millones de euros. Son 259 millones más que el presupuesto 2017, un 6,14% más.

Siendo como es “la gran cifra presupuestaria”, la que verdaderamente marca nuestra capacidad de gasto, nuestras posibilidades reales el próximo año, es el gasto no financiero, ese techo de gasto aprobado el pasado mes de septiembre y que asciende en 2018 a 3.939 millones de euros. 146 millones más que el presupuesto 2017, un 3,9% más.

Casi el 67% del presupuesto, el 76% si nos referimos al gasto no financiero, va a inversión social: 2.994 millones de euros. Son casi 92 millones más que el Presupuesto 2017, un incremento del 3,2%.

 - 1.713 millones para Sanidad.

 - 803 para Educación.

 - 478 para bienestar y cohesión social.

Están ahí, siempre lo decimos, el corazón de nuestras políticas, los servicios públicos básicos, actuaciones realizadas por personas (sí, gastos de personal, capítulo 1- gasto corriente-) y dedicadas a las personas. A las más vulnerables, sobre todo, y a todos en los momentos en los que más vulnerables somos.

Ya he mencionado varios porcentajes de incremento –en las comparecencias de estos días se han escuchado muchos- y quiero poner énfasis en uno más: el 21%. Eso es lo que crece la inversión productiva en 2018 con respecto al Presupuesto 2017: llega el próximo año a los 374 millones de euros. 65 millones más que en el Presupuesto 2017, cuando por primera vez en años comenzamos a incrementar la inversión en un presupuesto inicial. Avanzamos pues en esa senda.

Quiero hablarles ahora de otra senda también importante, la de la consolidación fiscal. Y es que en esa senda hay que insertar, y explicar, los datos a los que voy a referirme y que son esenciales en la construcción de un presupuesto, los de endeudamiento.

 

Sobre el endeudamiento

La deuda nueva de Asturias, el endeudamiento neto presupuestario, en 2018, baja y considerablemente: será de 151 millones de euros, 42 menos que en 2017, que fue de 193 millones. Una cifra acorde con el objetivo de déficit para 2018, que es del -0,4 %, y el límite de deuda establecido. En términos de Contabilidad Nacional sería de 124 millones de euros, 43 millones menos que el año anterior.

Descienden también los gastos financieros. Bajan a 57,45 millones de euros en el consolidado frente a los 76,3 millones. Una reducción del 24,8%. Este descenso se debe a los procesos de refinanciación de deuda llevados a cabo entre 2015 y 2017 y a la formalización en los últimos años de operaciones a tipos históricamente bajos.

Y sí, el endeudamiento financiero bruto total asciende en 2018 a 644 millones de euros consecuencia de los calendarios de amortización, que unas veces serán unos y otras veces otros pero que no inciden en la capacidad de gasto de un presupuesto. Aumenta el endeudamiento financiero bruto fundamentalmente porque se afrontan en 2018, tras tres años de carencia, las primeras amortizaciones del crédito de Facilidad Financiera formalizado en 2015.

Van a permitirme en este punto, apuntar siquiera de forma telegráfica, tres ideas sobre endeudamiento:

   - El endeudamiento no quita capacidad de gasto en este presupuesto: la da. La amortización de la deuda no consume recursos. Es absolutamente neutral desde el punto de vista presupuestario.

   - Si, llegados a un quimérico escenario, se renunciara a pagar la deuda, no se “liberarían” recursos para otros usos: disponemos de esos recursos porque hay ese calendario de amortización para que la deuda no aumente más que lo permitido por las reglas fiscales.

   - Lo único que nos permite “liberar” recursos de la deuda para otros fines es precisamente la bajada de los intereses. Esa bajada que se produce precisamente en 2018. Y si, volviendo a escenarios de pura quimera, alguien renunciara a pagar los intereses para destinar ese dinero a otros fines, en estos momentos, nos lo impedirían otros límites: los de la regla de gasto.

Señorías, sabemos que el endeudamiento se presta a discusión, incluso alguna vez a demagogia, parece hasta inevitable. Pero al menos es nuestra responsabilidad evitar que se preste a algo más preocupante: a error.

 

Ingresos crecientes

Los ingresos no financieros (impuestos, tasas, transferencias e ingresos patrimoniales) alcanzarán en 2018 los 3.827 millones de euros.

Un aumento de ingresos de 4,7% con respecto al presente ejercicio, 170 millones de euros más, procedentes fundamentalmente del sistema de financiación autonómica.

De hecho las entregas a cuenta y liquidaciones de los sistemas de financiación autonómica y local suponen en 2018 2.951 millones de euros, un 77,1% del total de ingresos no financieros. El incremento con respecto al Presupuesto de 2017 es del 6,9%

Paso a ocuparme ya, señorías, del Presupuesto de la Consejería de Hacienda y Sector Público, que asciende en 2018 a 71.710.649 euros lo que supone un incremento del 5,5 %.

En un repaso más cualitativo que cuantitativo a ese presupuesto (y también, como es habitual, al capítulo 1 del Presupuesto General), me centraré en esta exposición inicial en aquellos aspectos que reflejan avances en las prioridades marcadas para esta legislatura desde nuestra Consejería. Así, destacaré:

- Avances en la recuperación de los derechos de los empleados públicos.

- Nuevas convocatorias de empleo público y apuesta por la formación.

- Refuerzo de los órganos de control.

- Más apoyo a los ayuntamientos pequeños: en su autonomía, en sus inversiones.

- Mayor inversión en edificios públicos para prestar mejores servicios.

 

Avances en la recuperación de los derechos de los empleados públicos

Como bien saben, señorías, en esta legislatura nos hemos propuesto seguir dando pasos – pasos seguros jurídicamente y sostenibles presupuestariamente- en la recuperación de los derechos de los empleados públicos.

Esos nuevos pasos tienen su reflejo en el capítulo 1 del Proyecto de Presupuestos para 2018, que tiene un importe de 1.657 millones de euros, lo que supone un incremento del 2,5% con respecto al presupuesto 2017.

En ese importe se encuentra la reserva del incremento salarial del 1,75% para todos los empleados públicos. El presupuesto garantiza la subida máxima que fije la normativa básica del Estado. El presupuesto también contempla, fuera ya del capítulo 1, esta subida para los trabajadores de la Universidad de Oviedo y para el personal de la enseñanza concertada. Estaríamos hablando, en total, de unos 31 millones de euros para este incremento.

Se recupera en 2018 la consignación presupuestaria para el segundo tramo de la carrera profesional, con el doble de importe que el primero. También se recoge presupuestariamente la carrera profesional y la evaluación docente del personal interino y asimismo habrá cobertura, como ya ha comentado en su comparecencia el consejero de la Presidencia, para los complementos retributivos acordados con el personal de Justicia.

Siguen obviamente incorporándose nuevos profesionales de la función pública al primer nivel de la carrera profesional y del plan de evaluación docente. Y se contemplan otras actuaciones en materia sanitaria como la equiparación de las condiciones laborales y retributivas del Servicio de Atención Continuada (SAC) con los otros dispositivos de atención de urgencias extrahospitalarias (SUAP Y SAMU).

El presupuesto contempla asimismo la creación de 103 plazas nuevas, 15 plazas para reforzar las funciones de empleo y de control en la administración y 88 plazas para atender a más personas mayores en centros de día y residencias públicas, así como para la puesta en marcha de una Unidad de Convalecencia en la Residencia Mixta de Gijón como experiencia piloto dentro del Plan de coordinación sociosanitaria.

Más de 55 millones de euros para continuar en la recuperación de los derechos de los empleados públicos y reforzar la prestación de los servicios al ciudadano y su calidad.

 

Nuevas convocatorias de empleo público y apuesta por la formación

Esta misma mañana se ha reunido la Mesa de Negociación de la Comunidad Autónoma, que ha visto la Oferta de Empleo Público (OEP) de este año. La aprobación de los Presupuestos Generales del Estado en el mes de julio y la necesidad de aclaraciones necesarias en torno a las tasas de reposición y estabilización, así como la coordinación con otras comunidades autónomas en ámbitos como el educativo, han prolongado el proceso. En este tiempo se han mantenido reuniones con los sindicatos de cada ámbito: administración general, personal docente y estatutario para su debate y negociación.

La OEP 2017, que aprobaremos esta semana, alcanza las 4.491 plazas. El Gobierno de Asturias aprovecha con esta oferta las posibilidades que le permite la legislación vigente, tanto en lo que se refiere a la tasa de reposición -que será del 100% en Educación y Sanidad, así como en determinados sectores de la Administración- como a la de estabilización, dirigida a reducir la temporalidad. De las 4.491 plazas, 767 pertenecen a la Administración general, 2.416 a Sanidad y 1.308 a Educación.

En lo que corresponde con la oferta 2017 de la Administración General, el Instituto Asturiano de Administración Adolfo Posada, al que paso a referirme ya, tiene previsto en 2018 convocar al menos 30 de los 42 procesos selectivos correspondientes a las 767 plazas de la Administración.

En cuanto a formación, en 2017 el Instituto ha desarrollado 607 cursos en 985 ediciones y con un total de 30.254 participantes. Con respecto a 2016, se han incrementado notablemente cursos y participantes. En lo que respecta a 2018, el plan de formación para el primer semestre tiene como objetivo promover la adquisición o mejora de las competencias necesarias para un desempeño profesional eficiente, optimizando los recursos, fomentando la colaboración entre los empleados públicos y la cooperación con otras instituciones. Para el primer semestre de 2018 están previstos 385 cursos, de los que se realizarán 496 ediciones.

 

Refuerzo de los órganos de control

En muchas ocasiones nos hemos referido en esta Cámara a la importancia de los órganos de control. Por eso quiero destacar la creación de diez nuevas plazas que contempla este presupuesto: cinco en la Intervención General y otras cinco en la Inspección General de Servicios. Un refuerzo que completa la reorganización del ente tributario realizada entre 2016 y 2017 para dotar de mayor efectividad la lucha contra el fraude fiscal y el incremento de personal en Intervención General realizado en 2016

Mediante este presupuesto, la Intervención General volverá a ampliar su estructura para impulsar las funciones de análisis, normalización y coordinación de criterios jurídicos en el control de legalidad, reforzar la funciones de control financiero permanente en los servicios centrales del SESPA y de auditoría en el sector público con contabilidad privada y, también, para fortalecer las funciones de supervisión y análisis de la contabilidad en términos del Sistema Europeo de Cuentas y el seguimiento y control de la normativa de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera.

Por su parte, la Inspección General de Servicios aumentará sus efectivos en 4 inspectores y 1 subinspector, en consonancia con el compromiso adquirido a comienzos de la legislatura de mejorar y reforzar este órgano de control interno como herramienta fundamental para garantizar unos mejores servicios públicos y como respuesta a la Proposición de Ley actualmente en tramitación en esta Cámara.

 

Más apoyo a los pequeños ayuntamientos: en su autonomía, en sus inversiones

El apoyo a los ayuntamientos asturianos, que en el Presupuesto global para 2018 aumenta de forma notable, se incrementa también en las líneas dedicadas a este fin en el presupuesto de nuestra Consejería, como paso ya a comentarles.

Así ocurre con el Fondo de Cooperación Municipal, esa financiación esencial e incondicionada para los 73 ayuntamientos asturianos de menos de 40.000 habitantes. En 2018 el Fondo tendrá una partida de 6,8 millones de euros, lo que supone un incremento de más del 10% sobre el importe de este año.

También se incrementa de forma sustancial el Programa de Obras y Servicios, que llegará en 2018 a los 3,37 millones de euros. Este es un programa esencial que seguimos manteniendo aunque hace ya años que, como saben, desde el Gobierno central no se colabora en estas actuaciones en pequeños concejos. El Programa ha permitidp en 2017 acometer 60 actuaciones en 42 concejos.

 

Mayor inversión en edificios del Principado para prestar mejores servicios

La inversión en los edificios del Principado –mantenimiento, rehabilitación, obra nueva…- sigue creciendo en 2018, como ya ocurriera en el presupuesto de este año. El próximo año se incrementa más de un millón de euros y llega asía a los 4,6 millones de euros (3,4 el año pasado).

En 2018 finalizarán las obras de adecuación de los antiguos juzgados de Poniente en Gijón, que abrirá sus puertas reconvertido en el Edificio de Servicios Administrativos del Principado en esa ciudad. El próximo año supondrá una partida de 1,3 millones, la última anualidad de una inversión total de 2,8 millones. Un edificio renovado, moderno, energéticamente eficiente, que acogerá múltiples servicios a la ciudadanía y que estamos convencidos de que contribuirá a vertebrar y dinamizar esa zona de la ciudad de Gijón.

Continuará en 2018 la ya iniciada rehabilitación la sede de la Consejería de Educación, donde se están realizando ya actuaciones en materia de mejora de la eficiencia energética, accesibilidad y seguridad. Como las obras de Gijón, también esta tendrá cofinanciación a través de los Fondos Feder 2014-2020.

Seguiremos también invirtiendo en sedes judiciales. Tras quedar desierta la adjudicación de las obras del nuevo Juzgado de Valdés en Luarca, en breve procederemos a una nueva licitación por un importe de 1,6 millones de euros. Está previsto en 2018 adecuar un nuevo juzgado en el Palacio de Justicia de Gijón e iniciar las actuaciones en la sede del Tribunal Superior de Justicia de Asturias y la obra del nuevo Juzgado de Langreo.

 

Contra la inercia: un presupuesto lleno de posibilidades

Finalizo volviendo a hablar de una propuesta de posibilidades, de un proyecto lleno de oportunidades contra la inercia, de un escenario abierto.

Hace unos minutos, en el breve repaso obligado a la ejecución presupuestaria del año 2016 hablaba de la prórroga. De la incertidumbre, dilación de plazos y restricciones que significa una prórroga. Menos en vez de más; más tarde en vez de cuanto antes.

Me niego a pensar que alguien esté cómodo en una prórroga. Pero es más imperdonable con un presupuesto que ofrece, como este, muchos más recursos. Más recursos ya, en poco más de dos semanas, en multitud de ámbitos, para muchísimas personas en distintos lugares de Asturias.

Para reforzar la red de 0 a 3 y afrontar demandas históricas de atención primaria en Turón, Pola de Lena o Corvera. Ampliar el hospital de Cabueñes y reforzar con 4,2 millones más la política de vivienda. Para incrementar las políticas contra el desempleo incrementando en 13 millones el presupuesto del Sepepa. Para crear 290 nuevas plazas residenciales y 59 nuevas plazas en centros de día. Para duplicar las ayudas al retorno y destinar 79,8 millones a I+D+i. Para inversiones en puertos, modernización de explotaciones agrarias, para prevención de incendios. Para la memoria histórica y la promoción del asturiano.

En fin, los consejeros y consejeras del Gobierno de Asturias han destacado durante estos días sus propuestas sectoriales, sus proyectos, sus números. También en el día de ayer han comentado estas cuentas representantes de distintos colectivos y sectores.

Les invito, señorías, ahora y en las próximas semanas, a una mirada global y amplia. Tenemos sobre la mesa un proyecto para Asturias: 4.485 millones de euros.

Muchas gracias.

 

    Formato original (Pdf: 157 Kb)

    Audio (Audio: 2 Mb )

¿Quiéres comentar? Identifícate o Registrate

También en El Búscolu