Historias de emigrantes colungueses: Urbano Caveda

Comentar

NOTICIAS RELACIONADAS

Ofertas descenso del sella en oriente de Asturias
Patrocinio Cogersa

Publicada por Redacción Búscolu el 16/10/2005 00:00:00

La Vida de Urbano Caveda de Carrandi a Buenos Aires.

Artículo recordando a Urbano Caveda Sanchez
  Artículo recordando
a Urbano Caveda Sánchez.

Mi nombre es Joaquín Ignacio Caveda. Llevo el mote de “porteño”, ya que nací en Buenos Aires, una ciudad que pese a su gran actividad portuaria hace tan sólo unos años que dejó de darle las espaldas al río. Ese río y esa ciudad a la cual muchos extranjeros llegaron con esperanzas de un mejor porvenir.

Esa misma ciudad, con muchas menos edificaciones, fue en la que pasó gran parte de su vida mi bisabuelo. Su nombre: Urbano Caveda Sanchez, un niño que con 13 años llegó a ese puerto el 8 de noviembre de 1887, procedente de su pueblo natal, Carrandi, en Asturias.

Era el mayor de diez hermanos: Urbano, Avelino, Casimiro, Benito, Gumersindo, Loreto, Cayetano, Elena, Enrique y Escila. Urbano vino a Buenos Aires para trabajar en el almacén de ramos generales que poseían los hermanos Cayetano, Vicente y Pedro Sanchez Pando (hermanos de su madre, Eusebia Sánchez Pando), en lo que hoy es el casco histórico de la ciudad. Estos tres hermanos llevaban adelante su negocio familiar, sin olvidar sus orígenes, siendo agradecidos a su tierra (los tres hermanos realizaron durante sus vidas numerosas donaciones a la parroquia de Carrandi, tanto en bienes como en edificios, como así también enviando dinero a su pueblo en momentos difíciles).

Así como él, lo siguieron varios de sus hermanos, entre ellos, Avelino, Cayetano (quien luego siguió su paso hasta Cuba, donde también residió una de las hermanas, Loreto) y Enrique, quien también tomó Buenos Aires como su hogar y fundó su familia.

Si bien nunca olvidó sus raíces asturianas, siendo un promotor de sus tradiciones (llegando a ser miembro fundador del Centro Asturiano de Buenos Aires), su lugar en el mundo fue Buenos Aires. Allí conoció a quien sería su mujer, una dama uruguaya llamada Inés Isbert. Se unieron en matrimonio el 17 de julio de 1902. De esa unión nació un único hijo, Cosme Pedro Caveda (Cosme, en honor a su padre, Cosme Caveda Ruiz), el 24 de abril de 1903.

El negocio de la familia materna florecía, convirtiéndose Urbano en socio, migrando la sociedad de “Sanchez Hnos” a “Caveda Sanchez”, ahora orientados a la fabricación de calzado.

Urbano Caveda Sanchez, Inés Isbert y Cosme Pedro Caveda
  Urbano Caveda Sanchez,
Inés Isbert y Cosme
Pedro Caveda.

Dadas las realidades de la época (los viajes eran en barco y las comunicaciones a través de carta), los Caveda de este lado del charco realizaban viajes a Carrandi una vez cada dos años, a fin de contactar con el resto del clan que había quedado en el pueblo. Y esas ocasiones eran aprovechadas para viajar con toda la familia, a fin de ponerse al día con las historias atrasadas de distintas partes del globo.

Los Caveda
  Reunión en Carrandi. En el centro se encuentra el pequeño nieto Cosme Pedro Caveda entre sus abuelos Cosme Caveda Ruiz y Eusebia Sanchez Pando. Urbano es el último hombre arriba a la derecha. A la izquierda de Cosme se encuentra su mujer Inés y delante de él su hermana menor Escila. La primer mujer de la izquierda es Loreto Caveda Sanchez, mientras que la que se encuentra a la derecha del hombre con sombrero es Elena Caveda Sanchez..

Urbano con Enrique habían adquirido tierras a fin de poder ampliar la fábrica de zapatos, pero desafortunadamente la muerte de Urbano en 1927 y posteriormente la de Enrique en 1939 truncaron la posibilidad de ver ese sueño hecho realidad.

Cosme Pedro Caveda (mi abuelo) conoció a una joven mujer llamada María Alicia Walls, nieta de León Walls, un hombre oriundo de Barcelona, pero con raíces netamente francesas, quien formó parte de una comisión de vecinos para combatir la epidemia de fiebre amarilla que azotó Buenos Aires en 1871.

Los Caveda
  Cosme Caveda Ruiz, Loreto, Escila, Elena Caveda Sanchez y Eusebia Sanchez Pando

Cosme y María Alicia se unieron en matrimonio en el año 1937. De esa unión nacieron dos varones: Alberto (mi padre) y Héctor.

Festejo
  Festejo de navidad de la firma Sanchez Hnos (año 1900). En esta foto se ven a los hermanos Enrique Caveda Sanchez (el último de pie a la derecha) y el anteúltimo sentado a la derecha es Avelino Caveda Sanchez. Sobre la izquierda, el tercero sentado es uno de los hermanos Sanchez Pando, dueño del almacén de ramos generales.

Cosme trabajó en distintas instituciones públicas. Así, formó parte de dependencias tales como la “Junta de Vigilancia y Disposición Final de la Propiedad Enemiga” (todavía estoy tratando de averiguar qué era eso!!). Tanto él como su padre vivieron dentro del radio del casco histórico, ya sea en los barrios de Montserrat (mi barrio) o San Cristóbal. Desgraciadamente, Cosme falleció joven, dejando una mujer de 35 años con dos hijos de 9 y 6 a cargo.

Una ayuda para esta viuda fue enviar a sus hijos a la “obra de Don Bosco”, el primer colegio salesiano en Sudamérica. Así, Alberto y Héctor pasaron su niñez y adolescencia, época que fue testigo de una Argentina peronista, que declaró la guerra al Eje tan sólo días antes de la rendición.

Tarjeta de la zapatería Caveda y Cía.
  Tarjeta de la zapatería Caveda y Cía.

Alberto, mi papá, luego de terminar el secundario estudió y se recibió de Contador Público Nacional. En el medio de sus estudios debió cumplir con el Servicio Militar Obligatorio, un servicio que lo demoró un tiempo pero que lo llenó de historias que lo tuvieron de testigo de momentos de conflicto en Argentina.

Donación
  Resumen de títulos de donación por parte de los hermanos Sanchez Pando a la Parroquia de Carrandi

Pasaron los años y finalmente se enamoró de Mercedes Masi Elizalde. Tanto su madre como la madre de Mercedes tenían en común el hecho de ser nietas de León Walls. Se casaron el 15 de diciembre de 1970. Yo fui el primero de dos hijos: nací en 1971 y mi hermana María Victoria en 1974 (exactamente 100 años luego del nacimiento de Urbano). Como siempre, fue Montserrat el barrio que nos vio crecer. Mi hermana estudió la licenciatura en publicidad y en el 2005 debutó como mamá de Lautaro Ariel Fraga, nieto de un emigrante galego del Ferrol.

Una credencial de mi abuelo Cosme
  Una credencial de mi abuelo Cosme

Por su parte, Héctor se casó con Cristina Ocaña y tuvieron dos varones: Sebastián, en 1972, y Andrés, en 1975. Sebastián es licenciado en administración de empresas, mientras que Andrés es comisario de abordo. Andrés está casado y en el 2005 tuvo a su primer hijo, Juan Ignacio.

Yo estudié Ingeniería, donde conocí a mi primer mujer, Paola Terigi. Con ella me casé en 1996 y tuvimos un hijo, Lucas Santiago Caveda Terigi, en el año 1999. Al tiempo nos separamos y yo volví a formar pareja con Andrea Heins, con quien estamos esperando un hijo (Nicolás? Valentina?).

Joaquín y Familia
  Alberto Caveda y familia (de izq. a der.: Mercedes Masi con su tortuga Tomás, Daniel Fraga y su perra Brama, Alberto Caveda, Joaquín Caveda, Lautaro Fraga en brazos de su mamá María Victoria Caveda, mi mujer Andrea Heins y mi hijo Lucas Caveda).

Desde que me recibí trabajo para YPF, adquirida posteriormente por Repsol. He tenido la suerte de visitar distintas partes del mundo, e incluso por trabajo llegar hasta A Coruña, pero todavía los pasos no me han llevado hasta el lugar de donde hace mucho tiempo atrás mi bisabuelo se despidió por primera vez de su familia…

¿Quiéres comentar? Identifícate o Registrate

También en El Búscolu